Home

[Santiago, Chile] [Un fallo incomprensible y deja en la práctica impunidad el asesinato a tiros por la espalda de un manifestante desarmado, en momentos en que la fiscalía exige 20 años de prisión para un grupo de anarquistas por colocar bombas de ruido. La justicia militar nuevamente ampara a criminales. En la foto, el cabo homicida].

La Corte Marcial condenó a tres años y un día de libertad vigilada al cabo de Carabineros Walter Ramírez, por el delito de violencia innecesaria con resultado de muerte, luego que se acreditara que disparó por la espalda al estudiante mapuche Matías Catrileo el 3 de enero de 2008, durante un enfrentamiento en el Fundo Santa Margarita, en la zona de Vilcún, en la Región de La Araucanía.
En enero de este año, el tribunal militar de Valdivia ya había resuelto condenar a dos años de presidio remitido al funcionario de las Fuerzas Especiales de Carabineros, firma mensual durante 24 meses y la suspensión del cargo dentro de la institución uniformada por el mismo período.
Sin embargo, la defensa y familia de Catrileo solicitó a la Corte Marcial incrementar la condena del cabo Ramírez a 15 años de reclusión por homicidio calificado.
20 de agosto de 2010
19 de agosto de 2010
©la nación

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s