Home

[Colombia] [José Barney Veloza hizo parte de tres grupos paramilitares a la sombra de su hermano, un jefe paramilitar. Justicia y Paz preparara su sentencia.]

En los grupos armados ilegales varios de los victimarios son entre sí familiares. Y los paramilitares no fueron la excepción. Las Autodefensas Campesinas de Córdoba y Urabá, Accu, y luego las Autodefensas Unidas de Colombia, Auc, fueron promovidas por hermanos Fidel, Carlos y Vicente Castaño.Cuando las Auc se expandieron a finales de 1997, entre los jefes de los bloques también hubo parentescos. Rodrigo y Guillermo Pérez Alzate alias ‘Julián Bolívar’ y ‘Pablo Sevillano’, de forma respectiva, fueron jefes de los brazos del Bloque Central Bolívar, mientras los hermanos Freddy y Daniel Rendón Herrera alias ‘El Alemán’ y ‘Don Mario’ comandaron grupos en el Urabá y los Llanos Orientales con los Bloques Élmer Cárdenas y Centauros.
Aunque no tuvo el cargo de los mencionados ex paramilitares, José Barney Veloza hizo parte de tres grupos paramilitares y la Unidad de Justicia y Paz está próxima a condenarlo por los delitos de homicidio, porte ilegal de armas, hurto y falsificación de identidad.
La Fiscalía documentó que Veloza García, conocido dentro de las Auc con el alias de ‘El Flaco’, manejó ‘un bajo perfil’ mientras estuvo a la sombra de su hermano Hébert Veloza alias ‘Carepollo’ o ‘H.H.’, ex jefe del Bloque Bananero y extraditado a Estados Unidos en 2008 por cargos de narcotráfico.
Mediante videoconferencia alias ‘El Flaco’ aceptó los delitos desde la cárcel de Itagüí, en Medellín, pidió perdón y escuchó las pretensiones de reparación de las víctimas.

El Ingreso
José Barney Veloza nació en Trujillo, Valle, y estando en tercero de bachillerato dejó los estudios para irse junto a su familia a Cubarral, Meta. Allí su padre le enseñó mecánica y con el tiempo empezó a trabajar como conductor en Villavicencio transportando ganado y alimentos.
En 1992 viajó junto a Hébert Veloza al Urabá antioqueño donde trabajó arreglando los camiones que transportaban banano. Regresó al Meta pero según le confesó a Justicia y Paz empezó a consumir alcohol y su hermano se ofreció a ayudarlo y le dijo que viajara hasta Córdoba. Allí Hébert Veloza fue seleccionado  junto a José Ruperto García alias ‘El Gato’ y Uber Coca alias ‘Uber’ para entrenarse en ‘La 35’, una finca de los hermanos Castaño en ese departamento.
Para entonces, Hébert Veloza era conocido con el alias de ‘Carepollo’ y hacía parte del ‘Grupo de Los 20’, los primeros paramilitares que envió la Casa Castaño desde Córdoba para incursionar el Urabá antioqueño. En abril de 1995 José Barney viajó a esta zona bananera y empezó a delinquir en el ‘área logística’ de este grupo paramilitar sirviendo de estafeta y de comprador de alimentos para la tropa. “Una vez José Barney se gastó una plata del grupo y su hermano lo envío al Valle del Cauca”, leyó la magistrada de Justicia y Paz durante una audiencia de legalización de cargos.
Alias ‘Carepollo’ sufrió un atentado en el Urabá y se escondió en Medellín a donde llegó su hermano para  ayudarlo. Allí alquiló un terreno  y sembró tomate. José Barney regresó en 1996 al Valle y a mediados de 1997 se fue para los Llanos donde se reencontró con alias Uber Coca alias ‘Uber’, el cómplice de ‘Carepollo’ en el Urabá. Se convirtió en su conductor y en octubre de 1997 fue capturado en flagrancia después de participar en un asesinato.
Para esa época las Auc ya habían incursionado los Llanos tras la masacre de Mapiripán, Meta, en julio de 1997. En la región los paramilitares comenzaron a realizar masacres y desplazamientos para instalarse en la zona y conformar lo que luego se conoció como el Bloque Centauros.
A su salida de la cárcel en mayo de 1998, José Barney ya había sido ‘bautizado’ con el alias de ‘El Flaco’ y empezó a utilizar una falsa cédula con el nombre de Luis Reinaldo para seguir delinquiendo. Viajó junto a ‘Carepollo’ a Caldas donde trabajó cuidando ganado y manejando unas volquetas hasta que su hermano fue designado a mediados de 2000 por Vicente Castaño para reforzar el Bloque Calima, el grupo paramilitar que delinquió en el Valle del Cauca.
Alias ‘El Flaco’ viajó al Valle cuando ‘Carepollo’ fue ‘rebautizado’ con el alias de ‘H.H.’. Allí su hermano siendo jefe del grupo paramilitar lo encargó de la contabilidad del bloque y de la extracción ilegal de gasolina. El combustible era vendido luego en estaciones de servicio de la zona. Según un informe presentado por Ecopetrol ante los magistrados de Justicia y Paz, en 2001 los grupos armados ilegales que delinquieron en la región robaron gasolina equivalente a $693 millones de pesos.
Alias ‘H.H.’ también encargó a su hermano del cobro de extorsiones a los comerciantes durante seis meses, pero tras la pérdida de un dinero y del robo de un carro-tanque fue encargado como conductor y luego enviado a cuidar una finca. Alias ‘El Flaco’ volvió al Urabá como subalterno de alias ‘Megateo’, quien en 2002 lo encargó como vigilante de las canteras que había en los corregimientos de El Dos y El Tres en el municipio de Turbo, Antioquia. Allí estuvo hasta 2005.
Alias ‘El Flaco’ se desmovilizó el 25 de noviembre junto a otros 453 paramilitares del Bloque Bananero, que entregó las armas en la finca La Macarena, en el corregimiento El Dos.

Las Peticiones de las Víctimas
Durante el incidente de reparación, la audiencia en la que las víctimas expresan cómo deben ser reparadas, la Defensoría del Pueblo le pidió a los magistrados de Justicia y Paz que a la hora de emitir sentencia tenga en cuenta las secuelas que sufren las familias de los dos hombres que fueron asesinados con la complicidad de alias ‘El Flaco’.
“Ya la vida no es igual. Cuando salgo tengo miedo y cuando veo más de dos personas creo que me van a matar. Ya no me gustan las flores y siempre había soñado con tener hijos. La vida sería muy distinta si mi esposo estuviera vivo. Ya nada tiene sentido”, leyó la Defensoría como parte de los testimonios de una de las víctimas de alias ‘El Flaco’.
Así el Ministerio Público solicitó a los magistrados que además de una indemnización económica, repare a las víctimas con tratamientos médicos y psicológicos y con actividades públicas que restablezcan su buen nombre. Además solicitó que pese al hurto de gasolina cometido por alias ‘El Flaco’ a Ecopetrol no se le reconozca como víctima por no ser una persona natural.
“Yo no tengo bienes con qué reparar pero les pido perdón a las víctimas y les juro que no vuelvo a delinquir porque cometí muchos errores”, dijo alias ‘El Flaco’ durante la audiencia.
La sentencia que condenará al ex paramilitar y reparará a las víctimas será emitida en enero de 2012.
19 de enero de 2012
17 de enero de 2012
cc verdad abierta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s